La Justicia protege y encubre al hijo de “Jair” Pereira en la causa por la violación de una menor

jair

Hace casi un año y medio que la joven hija de un peón de campo denunciaba que el hijo del entonces intendente de El Soberbio, “Jair” Pereira, la había violado, hecho por el cual terminó internada en la terapia intensiva de una clínica de la localidad hasta donde la llevó el propio exalcalde. Pero además de soportar el duro hecho, el estado se olvidó de ella y toda la familia. La Justicia garantiza la impunidad de los Pereyra desde hace más de un año.

No solo la joven tuvo que abandonar el colegio, por falta de apoyo sino que además tenía que revivir su infierno todos los días cuando se cruzaba con su violador camino a la escuela.

A pesar de las normativas, tampoco cobró la Pensión provincial para víctimas de abuso sexual que le corresponde y que ya fue tramitada hace meses ante la Oficina de Acceso a la Justicia y la Subsecretaría de Relaciones con la Comunidad, y para lo cual la familia tuvo que viajar varias veces a Posadas.

Respecto al horrendo hecho, ocurrió el 2 de octubre de 2014, según la denuncia de la familia. Inmediatamente, el acusado, Ederson Pereira, se dio a la fuga. Su padre fue denunciado por encubrir el escape y por amenazar a la familia de la víctima, a la que a la vez le habría ofrecido dinero a cambio de que no dieran cuenta del hecho ante la Justicia.

Emerson se presentó tiempo después y quedó preso durante seis meses, pero recuperó la libertad tras un cambio de carátula -ordenado por la Cámara de Apelaciones- que lo favoreció, y que dio por hecho que hubo consentimiento en la relación, hecho que la propia víctima y su familia negaron rotundamente.

El joven pagó cien mil pesos de fianza y la causa fue elevada a juicio -aún sin fecha- por el juzgado de Instrucción que subroga el cuestionado juez Demetrio Cuenca, sobre el que pesan suspensiones del Superior Tribunal de Justicia (STJ), un pedido de juicio político y denuncias varias por supuestas irregularidades, distorsiones en el trámite de las excarcelaciones, fianzas por montos irrisorios en relación con la gravedad de los delitos y preferencias según qué abogados manejaran los expedientes.

Cuando llegue a juicio, Ederson se enfrentará a un juez correccional y no a un tribunal, en un proceso simplificado y con una condena menor a la inicialmente prevista.

fuente: misionesparatodos

Print Friendly

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

− 1 = 1