Conflicto de tierra en Mado: Denuncia el Cacique de Ysyry que trasgreden medida judicial e impiden a la comunidad el acceso al arroyo Yacutinga

arroyoyacutinga-63b21i9embc0-520x245

El conflicto por los derechos de tierras de pueblos originarios en Mado y Delicia se reavivó en las últimas semanas con momentos de tensión y preocupación para la Comunidad Ysyry.

Si bien están en curso sus trámites para un proceso de regularización de la tenencia según establece la Ley 26.160 promulgada en 2006, una norma que protege a los Pueblos Originarios, y además está vigente una medida cautelar de la Justicia de “no innovar” en el marco del proceso de negociación, respondiendo a un acuerdo de partes en la que intervinieron los organismos provinciales (Gobierno Provincial, Subsecretaria de Tierras, Derechos Humanos), desde la comunidad Mbyá Guaraní aseguran que “no se respetó el acuerdo”.

En contacto con ArgentinaForestal.com compartieron las imágenes de cómo cercaron a la aldea guaraní en la última semana. La tensión en la zona se reavivó y llevó al Cacique de Ysyry, Dalmacio Ramos, a golpear las puertas de todos los organismos nacionales y locales para hacer oír su voz de reclamo, ya que habían trasgredido una medida judicial al enviar desde la Provincia a una empresa a realizar obras de alambrado, levantado cercos dentro de lo que las comunidades consideran son sus tierras. “Comenzaron a levantar un alambrado en el Lote 89, cuando rige una medida judicial. Mi gente no puede pasar a su arroyo (Yacutinga) como siempre lo hicieron, los postes del alambrado pasan por nuestro patio, detrás de la casa de la comunidad”, expresó con preocupación Ramos en la entrevista.

“Hace 4 meses, desde que las familias de Martínez ingresaron y se adueñaron por nuestro territorio no podemos ocupar lo que ocupábamos siempre”, asevera el Cacique.

Esta situación acrecienta el conflicto entre los integrantes de las comunidades, colonos y vecinos, ya que no reconocen el derecho de los pueblos originaros en la  zona. “Ayer finalmente nos escucharon y la Provincia intervino para ordenar detener las obras y frenaron el trabajo, pero no sabemos que va a pasar, estamos desprotegidos”, explicó el Cacique.

El conflicto se arrastra desde noviembre principalmente en Mado entre vecinos y los integrantes de la comunidad aborigen Ysyry , conformada por 45 familias y unas 150 personas.

Dalmacio Ramos asevera que las tierras fueron relevadas para regularizar la situación de ocupación guaraní. “Nosotros estamos desde hace mucho tiempo con mi comunidad en estas tierras y esperamos regularizar la situación por medio de la Ley26.160 , pero los vecinos no reconocen el territorio de los pueblos originarios, rechazan nuestra presencia. Nosotros sufrimos humillaciones constantes, amenazas constantes, discriminaciones, estoy muy preocupado con todo esto”, expresó el Cacique.

El enfrentamiento más fuerte se presenta en el Lote 89. “Esta familia de apellido Martínez hace unos cuatro meses se instaló en ese lugar, aparecieron con un papel de compra y venta, y desde allí se quieren adueñar de la tierra. Empezaron con acusaciones que no son ciertas. Recibimos atropellos a diario, pero resistimos, no respondemos. Y ese es el consejo que aprendí de mis abuelos y que transmito a mi gente. Solo pedimos protección de Dios, aunque duele en el corazón todo lo que enfrentamos diariamente por defender nuestros derechos, porque nosotros respetamos a la gente”, señaló el Cacique Ramos.

A fines de noviembre, las comunidades de Ysyry y Aguay Poty realizaron varias denuncias en la policía, como también los vecinos contra integrantes de las comunidades, ya que a pesar de contar con su relevamiento territorial que se lleva adelante, están teniendo conflictos con algunos de sus vecinos.

En este conflicto tiene intervención la Justicia, la Subsecretaría de Tierras, los Ministerios de Gobierno, de Derechos Humanos, el Intendente del Municipio, Caciques, colonos y empresarios.

Los vecinos están molestos porque decidieron detener la construcción del alambrado y no descartan salir nuevamente a cortar las rutas como medida de protesta.

Semanas atrás trascendió una carta elevada al gobernador de Misiones por el Premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel, quien pidió la intervención del Gobernador para la solución del conflicto ya que “esta situación denota una clara violación a los derechos humanos del Pueblo Mbya Guaraní, un desconocimiento de los derechos indígenas reconocidos en el Convenio 169 de la OIT y una falta de respeto de las comunidades indígenas, que durante décadas han debido soportar saqueo, expoliación de sus recursos y discriminación”, dijo.

En su misiva al mandatario, agregó que “esta situación se ve agravada por una campaña iniciada por parte de los medios locales de comunicación, en contra de las comunidades, acusando a sus miembros de ser intrusos y violentos, hechos que todos sabemos que no son reales”, defendió.

“Por lo expuesto, le solicitamos que arbitre los medios necesarios para resolver lo descripto anteriormente mencionado, pero a su vez comunique al intendente los derechos que poseen los Pueblos Indígenas, en particular el que refiere a la consulta y participación, que deben ser respetados por todos los funcionario público de nuestro país”, concluyó.

Las comunidades Mbyá en conflicto situación por sus tierras serían: Ysyry, Aguay Poty, Aguaray Miní y Nuevo Amanecer ubicadas en el Municipio de Nueva Delicia, Eldorado.

fuente: misionesonline

Print Friendly

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

+ 18 = 27